Cumplir cumpliendo

Celebra el Fondo de Cultura Económica (FCE) su 80 aniversario

  • “Un octogenario que ha despertado con gran energía”, José Carreño Carlón
  • Editará diez nuevos breviarios y  abrirá cinco nuevas librerías en el interior del país

 

Félix LANDAU

La editorial que ha publicado lo mejor de la literatura, la economía, la ciencia y de otros campos del saber humano en México, cumple en septiembre el 80 aniversario de su fundación,  durante ese lapso ha sido la casa editora más importante de México y una de las principales de Iberoamérica, Daniel Cosío Villegas la planeó originalmente para proveer bibliografía en castellano a los estudiantes de la Escuela Nacional de Economía de la UNAM, extendiendo posteriormente su labor editorial a otros ámbitos.

Personajes como Alfonso Reyes Ochoa, Juan Rulfo, Juan José Arreola, Octavio Paz, Carlos Fuentes, Jorge Luis Borges, Carlos Pellicer,Raimundo Lida, José Gorostiza, Alí Chumacero, Salvador Elizondo y Ramón Xirau, entre muchos más, han protagonizado la historia de esta nobilísima institución cultural, semillero de editores, escritores, ilustradores, traductores y artistas.

A la ceremonia conmemorativa del 80 aniversario, presidida por el Secretario de Educación Emilio Chuayffet,  asistieron el rector de la UNAM, José Narro Robles; el titular del  Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, Conaculta, Rafael Tovar y de Teresa, así como ex directores del fondo, entre ellos Enrique González Pedrero, Gonzalo Celorio y Joaquín Díez Canedo.

En palabras del Secretario, “el Fondo de Cultura Económica es la mejor prueba de que el libro también trasciende la geografía, acercando a los países de América con España, y permitiendo a mujeres y hombres de todas las latitudes comprender los debates de su época.

“El FCE se ha convertido un agente del cambio, un inductor de exploraciones intelectuales, que ha cultivado mentes y espíritus para ayudarnos a no temer al cambio, sino a navegar con él, a usarlo y aprovecharlo, para conseguir con él sus objetivos.”

El director del FCE, José Carreño Carlón,  puntualizó que el Fondo se creó con la vocación de hacer llegar sus colecciones al resto del mundo y señaló la necesidad de una empresa colaborativa del conocimiento en Latinoamérica: “Queremos recuperar el liderazgo para procurar la circulación horizontal de los libros entre los países de lengua española, liberar las trabas históricas de este mercado editorial”.

Como institución, el FCE ha ganado el Premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades en 1989, así como el “Premio FILIJ del Libro” (CNCA) a los libros para niños en 1992; y en 1993, el Premio Laurel de Oro (Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Madrid), la mención honrosa del “Premio Juan García Bacca” (Asociación Cultural Peruana), y el “Calendario Azteca de Oro” (Asociación Mexicana de Periodistas de Radio y Televisión).

Sus directores han sido Daniel Cosío Villegas (1934–1947), Arnaldo Orfila Reynal (1948–1965), Salvador Azuela (1966–1970), Antonio Carrillo Flores  (1970–1972), Antonio Carrillo Flores (1970–1972), Francisco Javier Alejo (1972–1974), Guillermo Ramírez Hernández (1974–1976), José Luis Martínez (1977–1982), Jaime García Terrés (1983–1988), Enrique González Pedrero (1989–1990), Miguel de la Madrid Hurtado (1990–2000), Gonzalo Celorio Blasco (2000–2002), Consuelo Sáizar Guerrero  (2002–2008), Joaquín Díez-Canedo Flores (2008-2013), y actualmente José Carreño Carlón (2013-).

Carreño destacó la vocación del Fondo como un proyecto de alcance internacional con una renovada estrategia para materializar un mercado latinoamericano del libro, enfatizando que “hacía 20 años que no se abría una filial internacional y este año contaremos con un centro cultural en Ecuador”.

La celebración incluyó el Festival Internacional del Libro y sus Lectores, en el que participaron 20 países latinoamericanos y del Caribe con la contribución de 240 editoriales que no habían salido de sus fronteras, las cuales “trajeron más de 20.000 ejemplares de 4.400 títulos de 2.600 autores, muchos de ellos poco conocidos fuera de sus países”, señaló Carreño.

El programa de conmemoración incluyó también el lanzamiento de una nueva colección de Comunicación que ofrecerá nuevas propuestas y traducciones de textos clásicos para la formación en esta materia. Por otra parte, se planea rebasar los mil títulos de su catálogo en formato electrónico y concretar la cesión de derechos de “Los Errores” de José Revueltas, que posee Ediciones Era, cuya primera edición publicó el FCE en 1964.

José Carreño Carlón, director de esta empresa cultural, internacionalmente reconocida, anunció: “editaremos diez nuevos breviarios, una antología histórica del Trimestre Económico, con los más importantes especialistas y académicos mexicanos; a las veintidós librerías que hay en el país sumaremos otras cinco, la de  Durango llevará el nombre de José Revueltas; otra en Aguascalientes, en colaboración con el CIDE; una en Mérida con la Universidad Autónoma de Yucatán, y dos en colaboración  con el gobierno de la ciudad de México, una en el Museo de la Ciudad de México y otra más en el pasaje Zócalo-Pino Suárez”.

ead427192b62b588498e3c705356aaeb_XL

Carreño afirmó  que el Fondo de Cultura Económica es “un octogenario que ha despertado con gran energía”, en un eco de las palabras de Fernando del Paso. Por otra parte, apela al diálogo con los nuevos tiempos “en su lenguaje tecnológico” y que este es el inicio de una estrategia más estrecha que evitará que “el libro no sea una cosa de viejos, sino algo que las nuevas generaciones compartan, se apropien y divulguen”.

Actualmente el catálogo editorial del FCE posee más de 7,000 volúmenes, de los cuales aproximadamente 5,000 están vigentes (aún se editan, reimprimen o están en existencia)

Para el escritor Juan Villoro, “el catálogo del Fondo es la historia de una comunidad. Pero ese catálogo debe circular”. En respuesta a las demandas de sus numerosos lectores y profesionales encuestados en una consulta en línea realizada en los últimos meses, el FCE preparó un nuevo programa editorial que incluye el lanzamiento de nuevas colecciones. Además, la colección de los Breviarios, creada por su segundo director general, Arnaldo Orfilia, con títulos de filosofía, psicología, arte, ciencia e historia, tuvo un nuevo relanzamiento para colocar una vez más a la editorial en la vanguardia del conocimiento.

Previamente, Villoro destacó que el FCE tiene la obligación de mantener un archivo disponible, más que gestionar un catálogo, pero en particular afirmó que uno de sus más grandes desafíos actuales es apelar a la circulación de los libros sin la presión de las mesas de novedades.

“La manera más duradera y resistente de tener una política de seguridad es apostar por la educación y por los libros como un intento de recuperar el tejido social de la discusión y la convivencia que nos dan los libros, sobre todo de la generación de valores que fomentan.”

Las actividades conmemorativas del FCE tuvieron lugar también en las nueve filiales que tiene el Fondo en Argentina, Chile, Perú, España, Venezuela, Colombia, Estados Unidos, Brasil y Guatemala.