Apoya París al silbato que desató una rabiosa campaña misógina

  • El Jefe de Gobierno de la CDMX recibió el respaldo de la alcaldesa de París por esta iniciativa para prevenir acoso y la violencia sexual que sufren las mujeres en la capital mexicana
  • París se encuentra entre las urbes donde se registran los mayores índices de violencia sexual contra las mujeres

silbato cdmx

París.- En la ciudad de París, una de las urbes con mayor registro de violencia sexual y acoso a las mujeres, el silbato que desató una rabiosa campaña misógina en la capital mexicana recibió el respaldo de  la alcaldesa de esa capital europea,  Anne Hidalgo, como medida complementaria para prevenir y advertir el acoso y violencia sexual que afecta a las mujeres de todas las edades que residen en la CDMX.

Durante la visita que el Jefe de Gobierno de la CDMX, Miguel Ángel Mancera Espinosa, realiza en la capital francesa,  compartió el uso del silbato como medida complementaria para combatir el acoso sexual y la experiencia del programa “El Médico en Tu Casa”, que en la capital mexicana acerca los servicios médicos a los domicilios de la población más vulnerable de la capital mexicana.

“Veo una cierta fascinación en el trabajo que está haciendo el alcalde Mancera porque la Ciudad de México es una capital  grandísima en comparación con París y está adelantando sobre estos temas y está dando también innovaciones que vamos a poner aquí”, dijo Anne Hidalgo.

 Durante la reunión, la alcaldesa de París externó al Jefe de Gobierno su apoyo y el de todas las ciudades del C40, a las acciones que está planteando para luchar contra la contaminación en la CDMX.

Mancera Espinosa dijo que el uso del silbato es una medida complementaria que forma parte de una estrategia integral para combatir el acoso sexual, por lo que este instrumento debe conocerse. “Existe en el mundo y se ha implementado en diversas ciudades”.

Foto: Miguel Ángel Mancera, jefe de gobierno de CDMX y Anne Hidalgo, alcaldesa de París / TW / @Anne_Hidalgo

Foto: Miguel Ángel Mancera, jefe de gobierno de CDMX y Anne Hidalgo, alcaldesa de París / TW / @Anne_Hidalgo

 Subrayó que las organizaciones feministas son las que están apoyando ahora la aplicación de esta medida y serán quienes trabajen en su implementación operativa.

“Es lo mismo como cuando propusimos el tema del incremento al salario mínimo, las primeras reacciones fueron complicadas; cuando empezamos con ‘El Médico en Tu Casa’ se dijo, cómo se iba a lograr adaptar a la ciudad, que sería imposible, pero poco a poco se van conociendo las bondades de estas tareas”, puntualizó.

El anuncio del silbato hecho por el Jefe de Gobierno de la Ciudad de México ha enfrentado una virulenta campaña que integrantes del Consejo Consultivo Ciudadano del Instituto de las Mujeres de la Ciudad de México (INMUJERES CDMX) han calificado de  “campaña misógina”.

El 98 por ciento de las mujeres mexicanas,   de cualquier edad o condición social, económica o nivel educativo,  han sufrido algún tipo de violencia, acoso u hostigamiento en sus hogares, la vía pública, el transporte, en sus empleos y hasta en las universidades; y una de cada diez teme salir a la calle por temor a ser agredidas. Lo peor, el 90 por ciento de las agresiones que sufren las mujeres no son denunciadas. La causa de esta violencia: el modelo de masculinidad que impone el machismo.

metro protesta fem

La Ciudad de México París, Nueva Delhi, Buenos Aires y Nueva York se encuentran entre las capitales donde las mujeres sufren acosos, hostigamientos, amenazas de distinto tipo en los servicios de transporte, en sus hogares y en espacios públicos.

Las integrantes del Consejo de INMUJERES CDMX señalan en una carta que la iniciativa del silbato presentada como una más de las herramientas del programa de seguridad en el transporte y el espacio público, dirigida a inhibir la violencia contra las mujeres y las niñas, impulsar la corresponsabilidad de los hombres en la denuncia y romper la indiferencia social.

 En esa carta que hicieron pública subrayaron que otras acciones de mayor trascendencia fueron anunciadas el pasado 25 de mayo, a 30 días de haber entrado en vigor la “Estrategia 30-100 contra la violencia hacia las mujeres en el transporte y los espacios públicos”, como el refugio para víctimas de trata.

 Indicaron que varios medios de comunicación y algunos sectores sociales centraron su atención exclusivamente en el silbato; “hacer eco de esta campaña machista, es apelar a la violencia de género contra las mujeres y las niñas como un problema menor, digno de ser tratado con bromas misóginas”.

Entre quienes han  hecho mofa y burla de la iniciativa del silbato se encuentran caricaturistas y conductores de medios de comunicación electrónicos.

Las integrantes de ese Consejo de INMUJERES CDMX afirmaron que “hacer eco de esta campaña, es ignorar el trabajo que durante décadas han llevado a cabo las organizaciones feministas y el movimiento de mujeres que, en conjunto, han logrado que el Gobierno de la Ciudad de México asuma una política de combate a la violencia de género”.

metro protesta fem 0

Expresaron que “esta política incluye avances fundamentales en el ámbito legislativo, como es la aprobación de la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, el reconocimiento del feminicidio en el Código Penal y la operación de los protocolos correspondientes por parte de la autoridad judicial y políticas de prevención y atención de víctimas, entre otros”.

 En la carta firmada por Aimée Vega Montiel, Adriana Luna Parra, Eugenia Correa, Gloria Ramírez, Lorena Sosa, Magdalena Huerta, Patria Jiménez, Patricia Piñones y Ximena Andión, integrantes del Consejo de INMUJERES CDMX, hicieron un llamado para que “como sociedad seamos corresponsables de la eliminación de la violencia contra las mujeres y que generemos un debate constructivo sobre las medidas más apropiadas”.

“Definitivamente, es preciso mantener la exigencia al Gobierno de la Ciudad de México, a fin de que consolide una política integral de prevención y erradicación de la violencia que atienda sus causas estructurales y que incorpore mecanismos de monitoreo, vigilancia y evaluación de la política pública por parte de la sociedad civil”, agregaron.

Asimismo, consideraron “fundamental desmontar el tratamiento estereotipado que algunos medios de comunicación hacen de los temas vinculados con la igualdad de género” y exhortaron a “hacer de la rendición de cuentas y la evaluación de resultados un ejercicio permanente por parte de las autoridades de la Ciudad de México”.