Denuncian violaciones a derechos humanos  de personas damnificadas por los sismos

El proceso de reconstrucción de la Ciudad de la México y la atención a personas damnificadas por los sismos de septiembre de 2017, debe tener como eje rector la dignidad de las personas y los estándares internacionales en materia de derechos humanos: Nashieli Ramírez Hernández

Foto: T E

En la víspera de cumplirse los seis meses de los sismos del 7 y 19 de septiembre del año pasado, la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la capital mexicana, Nashieli Ramírez Hernández, dio a conocer una serie de quejas de personas damnificadas sobre derechos humanos violados por las autoridades del gobierno capitalino que ofreció investigar.

Ramírez Hernández ofreció investigarlos en una audiencia pública con damnificados principalmente de las delegaciones Cuauhtémoc, Coyoacán, Tláhuac, Iztapalapa, Tlalpan, realizada en el salón Digna Ochoa de esa Comisión de Derechos Humanos.

Los derechos humanos presuntamente violados de las personas damnificadas en la Ciudad de México por autoridades de distinto rango tras los sismos del 7 y 19 de septiembre del año pasado, citados por la defensora,  de acuerdo con las quejas que recibió,  son los siguiente:  Derechos a la Seguridad Jurídica (32%), Derecho a la Integridad Personal (26%), Derecho a un Nivel de Vida Adecuada (17%).

Ante decenas de personas, Ramírez Hernández explicó que en los casi seis meses desde los sismos, la Comisión a su cargo  ha recibido 75 quejas que están asentadas en la Tercera Visitaduría; 22 de ellas son por daños pendientes en dictaminación; 5 por construcciones que causaron daños de inmuebles; 5 por inmuebles colapsados; 4 por inmuebles por alto riesgo al demoler; 4 pendientes de dictaminar.

Ramírez Hernández manifestó en un mensaje que el proceso de reconstrucción de la Ciudad de la México y la atención a personas damnificadas por los sismos de septiembre de 2017, debe tener como eje rector la dignidad de las personas y los estándares internacionales en materia de derechos humanos.

Al inaugurar los trabajos de esa primera audiencia pública para personas damnificadas, destacó que las autoridades de la Ciudad de México deben de estar y responder a la altura de las necesidades de la ciudadanía, atendiendo los esfuerzos sociales con respuestas institucionales.

Ramírez Hernández escuchó  las demandas de la representante del Colectivo Damnificados Unidos de la Ciudad de México, Francia Gutiérrez Hermosillo, quien le denunció que las autoridades capitalinas han establecido una ruta burocratizada para la atención de las personas afectadas por los sismos.

La presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la capital expresó que la reconstrucción de la Ciudad  debe tomar la voz de las y los afectados y el diálogo debe de ser una herramienta fundamental para la toma de decisiones de las autoridades responsables.

Asimismo, expuso que no puede soslayarse que este proceso de atención y apoyo, requiere contemplar la particularidad de cada una de las personas damnificadas, con miras a construir una Ciudad más sustentable y resiliente

La representante de Damnificados Unidos de la Ciudad de México, Francia Gutiérrez Hermosillo, lamentó la inacción mostrada por servidores públicos y externó su queja a nombre de los vecinos, sobre la negativa a ser recibidos para dialogar sobre la Ley de Reconstrucción a pesar de ser los sujetos de la misma.

Durante la inauguración de la Primera Audiencia Pública participaron también el Tercer Visitador General de este Organismo, Zamir Fajardo Morales; y la Coordinadora de Vinculación con la Sociedad Civil y Políticas Públicas de la CDHDF, Brisa Solís Ventura.

Texto del mensaje de la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México

Buenos días a todas y a todos, en especial a las personas damnificadas provenientes de las diferentes zonas de la Ciudad de México.

Saludo también a las Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC) y a los movimientos ciudadanos que desde la emergencia han brindado ayuda humanitaria, contención y, sobre todo, su solidaridad para la reconstrucción de esta Ciudad.

“El que es de aquí. El que acaba de llegar y ya es de aquí. El que dice ‘Ciudad’ por decir tú y yo y Pedro y Martha y Francisco y Guadalupe. El que lleva dos días sin luz ni agua. El que todavía respira. El que levantó un puño para pedir silencio. Los que le hicieron caso. Los que levantaron el puño. Los que levantaron el puño para escuchar si alguien vivía. Los que levantaron el puño para escuchar si alguien vivía y oyeron un murmullo. ¡Los que no dejan de escuchar!”. Del poema El puño en alto, de Juan Villoro.

Hoy convocamos a esta Audiencia Pública porque quedan muchos pendientes para la reconstrucción de la Ciudad, para responder a las necesidades específicas de cada una de las personas y comunidades afectadas y cada uno de los inmuebles dañados y cada una de las zonas agrietadas por los movimientos del suelo, derivadas de los sismos de septiembre de 2017.

La reconstrucción de la Ciudad, como se ha manifestado en diversos espacios generados por las personas damnificadas, debe tomar la voz de las y los afectados. Para ello, el diálogo debe de ser una herramienta fundamental para la toma de decisiones de las autoridades responsables, para con ello garantizar los derechos humanos de quienes fueron afectados por los sismos. Esto, sin perder de vista las garantías y los mecanismos de participación reconocidos en la Constitución Política de la Ciudad de México.

Para esta Comisión de Derechos Humanos, la reconstrucción debe tener como eje rector la Dignidad de las Personas, los estándares internacionales en materia de Derechos Humanos, como son la Igualdad y la No Discriminación, el enfoque de Género, al mismo tiempo que la particularidad de cada una de las personas damnificadas, con miras a construir una Ciudad más sustentable y resiliente.

Es necesario también trabajar para prevenir los riesgos ante futuros fenómenos naturales, así como para fortalecer el tejido social que surgió la tarde del pasado 19 de septiembre, tan pasado, tan pasado, que son ya casi 200 días; tan pasado tan pasado, que ya es casi medio año. Y para muchas y muchos de ustedes, un medio año que sueña a 10 años. Y para muchas y muchos de ustedes, seis meses que se viven como un año de temblar todos los días. Es necesario también trabajar para prevenir los riesgos ante futuros fenómenos. Sabemos que los desafíos son grandes, y estamos conscientes de la fuerza y capacidad de actuación de las personas damnificadas en los procesos de exigibilidad para la reconstrucción; no sólo de sus inmuebles, sino de la propia Ciudad.

Por ello, las autoridades de la Ciudad de México deben de estar y responder a la altura de las necesidades de la ciudadanía, atendiendo los esfuerzos sociales con respuestas institucionales.

Actualmente, existen datos oficiales que dan cuenta parcial de las afectaciones derivadas de los sismos. Lo más grave, el número de pérdidas de vidas humanas. Pero también, nuestra preocupación es que por aquellas y aquellos que han tenido que transitar a una ruta de un proceso de atención para la reparación, reconstrucción de vivienda y que, en ese tramo, han tenido que tocar distintas puertas para ser escuchadas y escuchados.

Los datos en medios de comunicación reportan pérdidas de 228 vidas humanas, 90 hombres y 138 mujeres. La plataforma.cdmx.gob destaca que son 38 edificios colapsados. Sin embargo, falta mucho más esfuerzo para saber las afectaciones y para lograr las acciones que marca tanto la Ley de la Reconstrucción de la Ciudad y el Plan de Reconstrucción correspondiente.

Asimismo, a esta fecha, la Comisión de Derechos Humanos tiene 75 quejas en trámite en la Tercera Visitaduría, aquí está el Tercer Visitador, para que lo conozcan bien, a él lo van a ver mucho; 22 de ellas por daños pendientes en dictaminación; 5 por construcciones que causaron daños de los inmuebles; 5 por inmuebles colapsados; 4 por inmuebles por alto riesgo al demoler; 4 pendientes de dictaminar.

Los presuntos derechos violados son: Derechos a la Seguridad Jurídica (32%), Derecho a la Integridad Personal (26%), Derecho a un Nivel de Vida Adecuada (17%).

Por ello, hoy les hemos convocado para escucharles de manera directa, para escuchar sus testimonios, para identificar problemáticas, para documentar posibles violaciones a sus derechos humanos, de lo que han venido enfrentando en estos seis meses y, con ello, trabajar en el marco de nuestras atribuciones para contribuir a una reconstrucción digna de nuestra Ciudad, a una reconstrucción digna de sus vidas, a una reconstrucción digna de su día a día.

Con esto damos inicio a esta Primera Audiencia Pública de Damnificados, colectiva y necesaria, para defender los derechos humanos de todas las personas que se vieron afectadas en su vida, en su patrimonio el pasado 19 de septiembre.

Bienvenidas y bienvenidos sean. Va a ser una jornada larga, para hacerla y acompañarla con ustedes y seguir acompañando estos procesos que, como ya les digo, sabemos, son largos y se viven de manera más larga. Bienvenidas y bienvenidos, compañeros y compañeras.

Nashieli Ramírez Hernández

Ciudad de México, 16 de marzo de 2018