Diez mil familias de bajos recursos han recibido viviendas nuevas

En lo que fue un campamento durante 30 años, sin servicios, habitado por 227 familias,  el Instituto de la Vivienda de la Ciudad de México, desarrolló este conjunto habitacional que consta de 28 edificios de cuatro niveles cada uno. Fue construido en la delegación de Coyoacán.

En lo que fue un campamento durante 30 años, sin servicios, habitado por 227 familias,  el Instituto de la Vivienda de la Ciudad de México, en una superficie de 12 mil 183 metros cuadrados,  desarrolló este conjunto habitacional que consta de 28 edificios de cuatro niveles cada uno, donde se distribuyen las viviendas y cinco locales comerciales.

Además, este conjunto habitacional ubicado en la delegación de Coyoacán, al sur de la capital,  cuenta con área libre de más de 6 mil 100 metros cuadrados, donde hay dos plazas de uso común equivalente al 50 por ciento del total del terreno.

Cada departamento consta de dos y tres recámaras, estancia comedor, cocina y baño completo; además de cumplir con el desarrollo sustentable de la ciudad al contar con ecotecnologías, que generan ahorros de hasta el 30 por ciento en el consumo de agua, energía eléctrica y gas.

En este desarrollo, dijo el Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, que beneficia a más de 900 personas, se aplicó una inversión superior a los 113 millones de pesos. En tanto, el monto de las mensualidades para cada familia se estableció de acuerdo con su capacidad de pago.

El mandatario capitalino destacó que en la presente administración más de 10 mil familias cuentan con un hogar nuevo, y digno, construido a través del INVI.

Familias que durante años vivieron en un campamento, ahora cuentan con un hogar digno que les construyó el Instituto de Vivienda de la Ciudad de México, citó el mandatario capitalino en un acto de entrega de la unidad habitacional a las familias beneficiarias.

Los  227 departamentos ubicados en Avenida Manuela Sáenz 78, en la colonia Presidentes Ejidales, de la delegación Coyoacán.

Con esta acción, destacó Mancera Espinoza,   se retira otro campamento que tenía varios años.

“El INVI está convencido que ésta es su labor. Nosotros, en este ejercicio de gobierno, hemos realizado más de 10 mil de estas entregas. 10 mil hemos entregado a diferentes familias. 10 mil acciones para la Ciudad de México, ese fue el compromiso”, indicó.

El próximo gobierno, subrayó, debe tomar en cuenta que se puede hacer vivienda con calidad y con base en las nuevas normas de construcción de la Ciudad de México.

“El trabajo de un gobierno es ese, y el trabajo de los siguientes gobiernos en la Ciudad de México hoy ya tienen una medida; es decir, de aquí para arriba, no para abajo”, afirmó.

Y refirió que aún restan proyectos por concretarse, en los cuales se está trabajando.

“Vamos a seguir trabajando. El Gobierno de la Ciudad de México tiene todavía muchos proyectos que entregar, ya hemos trazado las líneas que hay que cumplir. Ya tenemos presupuestos que ejercer y hay mucha más gente que vamos a seguir atendiendo en esta ciudad para otras acciones de vivienda, para la segunda etapa de aquí. Vamos a  seguir trabajando juntos y vamos a entregar todo lo que sigue”, manifestó Mancera Espinoza.