Mancera Espinosa propone desterrar totalmente el actual presidencialismo

 

  • Se separa definitivamente de su cargo de Jefe de Gobierno de la Ciudad de México
  • Coordinará la Coalición del Frente PAN-PRD-MC
  • Convocará a todas y a todos los mexicanos a dialogar
  • Recorrerá el país, hablará con los jóvenes, con las mujeres, con los adultos mayores, con todas y con todos los representantes de la sociedad

 

 

Miguel Ángel Mancera Espinosa se despidió en forma definitiva este jueves 29 de marzo de la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México para coordinar la Coalición del Frente formado por los partidos Acción Nacional, de la Revolución Democrática y Movimiento Ciudadano y ser candidato al Senado con el propósito de que el cambio de régimen solo puede darse a través de un Gobierno de Coalición, en el cual el presidencialismo actual quede totalmente desterrado”.

 

Mancera Espinosa dijo que la figura del Presidente debe servir para dar impulso real al país en un diálogo coordinado con el Congreso de la Unión; y que para ello “es indispensable convocar a todas y a todos los mexicanos a dialogar, recorrer el país, hablar con los jóvenes, con las mujeres, con los adultos mayores, con todas y con todos los representantes de la sociedad”.

 

El ahora exjefe de Gobierno manifestó que continuará siendo un ciudadano, no militante “pero comprometido por la historia y con el cambio profundo que México requiere”.

 

Buscaré con todo lo que esté a mi alcance -subrayó- constituir el primer Gobierno de Coalición de nuestro país, más allá de victorias electorales, fomentaré la institucionalidad y la democracia en México, “por supuesto con toda la gente, de la mano y con la mano de la gente”.

 

Ofreció que tenderá los puentes necesarios para conseguirlo. “No me interesa la denostación ni fomentar el encono, es el tiempo de las propuestas”.

 

“Nunca antepuse un interés personal a los de la ciudad, trabajé de manera permanente y sin escatimar, sin regateos”, manifestó a un nutrido grupo de periodistas.

 

En el Salón Murales del viejo palacio del ayuntamiento de la capital mexicana, Mancera Espinosa se comprometió a difundir una propuesta de cambio de régimen para México, “convencido de que es la ruta indispensable para dar impulso a una nueva manera de gobernar, más democrática, más cercana a la gente, y sobre todo, con más eficacia para lograr un cambio que beneficie al país”.

 

El ahora exjefe de Gobierno capitalino se mostró convencido de haber resuelto una de las deudas históricas de esta capital, su propia Constitución, “que garantiza los derechos sociales, culturales y políticos de todos los más de nueve millones de habitantes de la Ciudad de México.

 

 

“Gobernar a la Ciudad de México es un compromiso permanente con sus causas y sus retos; el proyecto que hemos construido con la gente, estoy seguro que madurará y se verá fortalecido en el futuro porque se trata de una semilla de cambio profundo que hay que cultivar”, dijo Mancera Espinosa en un breve mensaje donde informó de haber enviado su solicitud de licencia definitiva a la Asamblea Legislativa.

 

Quien fuera Jefe de Gobierno manifestó que “sea cual sea la circunstancia que me ocupe, la tarea que desempeñe siempre, siempre buscará aportar tiempo y esfuerzo para México y por supuesto para mi querida Ciudad de México”.

 

Este Doctor en Derecho de 52 año, egresado de la Universidad Nacional Autónoma de México, el más importante centro de estudios del país, reconoció que muchas decisiones de su administración “fueron difíciles de asimilar” y “causaron molestia”, pero afirmó que “así es cuando se tiene que gobernar para el bienestar común”.

 

El ahora exJefe de Gobierno expresó su convencimiento y claridad de que finalmente el paso del tiempo terminará dándole la razón sobre el trabajo que realizó para la capital.

 

Mancera Espinosa citó entre sus obras lograr contener la nueva exigencia de calidad del aire, lo que nos acerca a los parámetros internacionales más demandantes, tener un nuevo parque como “La Mexicana”, la identidad de las siglas “CDMX”, una ley y ruta clara, perfectamente definida de reconstrucción, después del daño sufrido por el sismo del 19 de septiembre del año pasado.

 

Insistió en que su nueva encomien da política “no es un proyecto personal, es más bien un proyecto subordinado a una causa nacional. Es el momento de hablar más allá de nosotros, es momento de hablar por todas y por todos”.

 

“Que quede claro, separarme del cargo no implica desconocer mi responsabilidad al frente de esta gran ciudad, por el contrario, muy por el contrario, todas sus tareas de servicio, atención y del día a día están programadas, definidas y cubiertas por los responsables directos para su ejecución”, recalcó en su mensaje.

 

Asimismo, dijo que se mantendrá atento a buscar opciones para seguir consolidando lo hecho en la Ciudad de México, “sin descartar ninguna trinchera de acción, siempre pensando en el bien común”.

 

“Hoy, mañana y siempre estaré del lado de las causas de la gente de mi México, de esta mi querida ciudad capital”, dijo finalmente.

 

Beneficios para los policías

 

Antes del mediodía a unas horas de solicitar permiso su licencia definitiva de retiro de la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, otorgó ascensos a más de 28 mil policías capitalinos, de los 90 mil que están a cargo de la seguridad pública en una ciudad de más de nueve millones de habitantes.

 

En un evento efectuado en el antiguo palacio del ayuntamiento, Mancera Espinosa, incorporó a los policías metropolitanos a los programas sociales que otorga el gobierno de la Ciudad de los que estaban fuera porque la mayoría de ellos y sus familias habitan residen en el territorio del Estado de México, entidad vecina a la capital de la República.

 

Otro anuncio que hizo el servidor público electo en las elecciones del 2012 fue que se incorporan a la policía metropolitana otros mil elementos.

 

 

En el evento Mancera Espinosa dispuso entregar condecoraciones y ascensos para casi 29 mil elementos de la policía capitalina; “algunos de la Policía Preventiva que van a ser ascendidos con una renivelación salarial; mil 600 elementos de PBI que también son ascendidos y renivelados; 10 mil policías más auxiliares que tendrán aumento salarial y un bono para mil 600 policías auxiliares que tienen un rango menor”.

 

El titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP CDMX), Hiram Almeida Estrada, informó que 15 mil 626 elementos de la Policía Preventiva serán ascendidos con una renivelación salarial de 814 pesos netos mensuales, más aportaciones.

 

En tanto que mil 600 agentes de la Policía Bancaria e Industrial (PBI) que prestan sus servicios en diversas dependencias, serán ascendidos y renivelados salarialmente.

 

A su vez 10 mil 067 de la Policía Auxiliar (PA) tendrán un aumento salarial de 814 pesos netos mensuales, más aportaciones.

 

También se otorgará un bono único de 10 mil pesos para mil 600 policías auxiliares que cuentan con menor rango salarial.

 

Desde la firma del Convenio de Colaboración Consolidado del servicio de vigilancia que la Policía Auxiliar proporciona a dependencias y órganos desconcentrados, entidades y órganos autónomos del gobierno capitalino, se renivelará salarialmente en 40 por ciento a los policías auxiliares.

 

De ellos, mil 377 destacaron por su labor en el cumplimiento del deber, 774 por eficiencia colectiva; 241 por 30, 35, 40 y 45 años de servicio, 54 por haber puesto en riesgo su vida para salvaguardar la integridad física o patrimonial de otras personas, ocho por excelencia policial y dos al valor policial post mortem, entre otros.

 

Entre sus últimos actos, Mancera Espinosa incorporó a los diversos programas sociales a policías y sus familias, sin importar el lugar en que tengan su residencia, ya que la mayoría de ellos habitan en la vecina entidad del Estado de México.