El Derecho a la Salud con carácter universal beneficiará a todas las personas mayores

 

  • Cerca de seis millones, de los 15 millones de personas mayores registrados por el Instituto Nacional Electoral en 2018, carece de ese derecho consagrado en el artículo cuarto constitucional
  • Crear el Instituto Nacional de Salud para el Bienestar con el objetivo de garantizar el acceso universal y gratuito a los servicios de salud y medicamentos a toda la población es uno de los temas a discusión del grupo parlamentario mayoritario del Movimiento de Regeneración Nacional

 

Foto: T E

 

Susana Sánchez.-Crear el Instituto Nacional de Salud para el Bienestar con el objetivo de garantizar el acceso universal y gratuito a los servicios de salud y medicamentos a toda la población, sin discriminación alguna, sobre todo a los habitantes de todo el país que carecen de seguridad social, es uno de los temas prioritarios a discusión del grupo parlamentario del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena),en este periodo del Congreso de la Unión en la Cámara de Diputados.

 

De acuerdo con la Comisión Nacional de los Derechos Humanos solamente unos nueve millones 158 mil 906 de personas mayores de 60 años tenían acceso a algún tipo de servicios de salud, el resto, cerca de seis millones, de los 15 millones de personas mayores registrados por el Instituto Nacional Electoral en 2018, carecía de ese derecho consagrado en el artículo cuarto constitucional.

 

De acuerdo con informes correspondientes a 2018 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), 93 millones de personas en el país, incluyendo a las personas del llamado Seguro Popular, están afiliados a esas instituciones y son derechohabientes a los servicios de salud.

 

Foto: T E

 

Sin embargo, de los 126,74 millones de población en 2019, de los cuales el 51% son mujeres y el 49% son hombres (96 varones por cada 100 mujeres), según los datos de la Encuesta Nacional de la Dinámica Demográfica (ENAID) que presentó el Instituto Nacional de Estadística Geografía (INEGI), unos 33 millones de personas en el país carecen de servicios médicos institucionales. Una parte de ese número sin servicios de salud corresponden a las personas mayores sin el derecho constitucional a la salud.

 

Avanzar en la integración del sistema público de salud reduciendo la fragmentación y mejorando los mecanismos de coordinación interinstitucionales, recomendó el Consejo Nacional de Evaluación de la Política Social (Coneval) en 2028.

 

Entre 2008 y 2016, la carencia por acceso a servicios de salud se redujo 22.9% al pasar de 38.4% en 2008 a 15.5% en 2016, pese a esto, 19 millones de personas aún no contaban con acceso a servicios de atención médica (CONEVAL, 2018).

 

La esperanza de vida en México al nacer pasó de 34 años en 1930 a 75 años en 2016 (INEGI), pero aún es una de las más bajas entre los países miembros de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), la cual se ubica alrededor de los 80 años (OCDE, 2017). La salud es uno de los factores que inciden en la esperanza de vida.

 

Foto: T E

 

En 2018 el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), aseguraba que esa institución brindaba atención médica a 6 de cada 10 mexicanos, es decir, 80 millones de derechohabientes, como resultado del crecimiento del empleo en el país en los últimos años y al aumento de estudiantes y familias rurales del Programa IMSS-PROSPERA.

 

En tanto, el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), aseguraba en noviembre de 2018 que atendía a 13 millones 200 mil derechohabientes, de ellos, más de un millón 200 mil eran pensionados y jubilados.

 

En el Plan Nacional de Desarrollo (PND) del actual gobierno de la IV Transformación de la República iniciada el uno de diciembre de 2018, se dice que encontró con un sistema de salud pública insuficiente, ineficiente, depauperado y corroído por la corrupción. Millones de personas no tienen acceso a ninguna de las instituciones o modalidades de ese sistema o bien enfrentan padecimientos para los cuales no hay cobertura. “Como en otros terrenos, el desastre del sistema de salud pública es resultado de los afanes privatizadores y de los lineamientos emitidos por organismos internacionales copados por la ideología neoliberal”.

 

El resultado para la IV Transformación de la República es que en el pasado periodo neoliberal de gobiernos del Partido Revolucionario Institucional y del Partido Acción Nacional “proliferaron los dispensarios, clínicas y hospitales privados de todas las categorías, incluso los de gran lujo2, mientras los establecimientos públicos “han sido librados al saqueo de la corrupción, la indolencia burocrática y el estrechamiento presupuestal”.

 

Foto: T E

 

“Es casi normativo el que los pacientes de los hospitales del Estado tengan que llevar sus propios materiales de curación y que se vean obligados a esperar meses antes de ser sometidos a una intervención quirúrgica, tanto por la saturación de los quirófanos como por descomposturas o faltantes de equipo”.

 

“Otros ni siquiera logran acceso a terapias y tratamientos porque no están afiliados a ninguna institución de seguridad social o bien porque la cobertura del Seguro Popular es insuficiente. En suma, el derecho a la salud le es denegado parcial o totalmente al sector más desprotegido de la población mexicana”.

 

El planteamiento de la IV Transformación de la República señalado en su PND es crear el Instituto Nacional de Salud para el Bienestar para garantizar que hacia 2024 todas y todos los habitantes de México puedan recibir atención médica y hospitalaria gratuita, incluidos el suministro de medicamentos y materiales de curación y los exámenes clínicos.

 

Este objetivo, de acuerdo con el PND de la IV Transformación de la República, se logrará mediante la creación del Instituto Nacional de Salud para el Bienestar, que dará servicio en todo el territorio nacional a todas las personas no afiliadas al IMSS o al ISSSTE. La atención se brindará en atención a los principios de participación social, competencia técnica, calidad médica, pertinencia cultural, trato no discriminatorio, digno y humano. Esa es la propuesta del actual gobierno que se discutirá en el periodo de la agenda de la actual Cámara de Diputados de Morena.

Please follow and like us: