Envejecer en un mundo justo

 

  • Para 2030 uno de cada seis habitantes de la Tierra tendrá más de 60 años
  • La sociedad debe adaptarse para apoyar a personas de todas las edades y cuidar a quienes lo necesitan
  • El envejecimiento de la población está afectando a toda nuestra sociedad, con implicaciones para la fuerza laboral y los mercados financieros, la demanda de bienes y servicios, las estructuras familiares y los lazos intergeneracionales
  • La mayoría de los países no están preparados para satisfacer las demandas de una población cada vez más mayor

 

Foto: T E

 

Primera parte.-Help Age International en su Estrategia 2030,  tras señalar que “vivimos en un mundo que envejece” y advertir que para 2030 uno de cada seis habitantes de la Tierra tendrá más de 60 años, plantea para esta década alcanzar un envejecimiento en “un mundo justo” al destacar que el planeta que se desea ver en los próximos años es un mundo donde todos seamos “libres e iguales en dignidad y derechos humanos”.

 

Sin embargo, en este pronunciamiento de esta organización global, señala que “a medida que envejecemos, las personas no siempre nos ven ni nos tratan de la manera que lo hicieron cuando éramos más jóvenes”.

 

“A veces no somos respetados como antes -subraya Help Age- “nuestras necesidades son ignoradas, nuestras contribuciones no se valoran y no se reconoce el hecho de que tenemos derechos como cualquier otra persona”.

 

Las actitudes y normas sociales, políticas, leyes y la opinión pública pueden crear sesgos contra las personas mayores y formar generaciones unas contra otras en lugar de fomentar solidaridad, advierte esta institución internacional.

 

 

Toda persona mayor debe ser capaz de enfrentar su futuro con confianza, alcanzar su potencial y participar plenamente en la sociedad en la que vive, puntualiza Help Age. “Cada persona mayor es un miembro valioso de la sociedad que tiene el derecho, sea cual sea su apoyo, de continuar participando en sus familias, comunidades y sociedad, en función de lo que es importante para ellos. Nuestra misión es permitir que las personas mayores de hoy y las generaciones futuras exijan estos derechos”.

 

Por considerarlo de interés para nuestros lectores difundimos parte del pronunciamiento de Help Age International en su Estrategia 2030 al que DiarioTE se une plenamente:

 

*Creemos que todos deberían poder determinar cómo viven en la vejez. Cada gobierno nacional es responsable de garantizar que las personas mayores disfruten de sus derechos. Las leyes, políticas y prestación de servicios inclusivos por parte de los gobiernos y otros pueden garantizar que las personas mayores sean incluidas, tratadas con dignidad y tengan acceso a los servicios que necesitan.

 

*Queremos vivir en un mundo donde los derechos de las personas mayores estén plenamente reconocidos y protegidos en las leyes internacionales, regionales y nacionales de derechos humanos. El mundo que queremos ver es un mundo justo y equitativo para todos, independientemente de su edad. Hacemos un llamado a los gobiernos y las sociedades para que trabajen con nosotros en reconocer las necesidades, derechos y el potencial de las personas mayores, y que tomen medidas cuando y donde más se necesitan.

 

Foto: T E

 

*Vivimos en un mundo que envejece. Para 2030, uno de cada seis de nosotros tendrá más de 60 años . La gente que vive más y de mejor manera es uno de los mayores logros de los tiempos modernos. Tenemos más años para trabajar y aprender, apoyar a nuestras familias y comunidades, y hacer una diferencia en el mundo.

 

*A medida que envejecemos nos adaptamos a nuestras circunstancias y necesidades cambiantes. La sociedad también debe adaptarse para apoyar a personas de todas las edades y cuidar a quienes lo necesitan. El envejecimiento de la población está afectando a toda nuestra sociedad, con implicaciones para la fuerza laboral y los mercados financieros, la demanda de bienes y servicios, las estructuras familiares y los lazos intergeneracionales.

 

*El envejecimiento y el creciente número de personas mayores a menudo se describen como un problema, pero la dificultad radica en la sociedad, sus actitudes y normas, no en las personas mayores. Se prevé que prácticamente todos los países del mundo verán un aumento de las personas mayores de 60 años.

 

*El envejecimiento de la población es una de las dimensiones más importantes del cambio demográfico mundial, aunque pocos países cuentan con sistemas adecuados para adaptarse a esta tendencia. Si bien el proceso de envejecimiento es más avanzado en los países de altos ingresos, el ritmo de cambio será más rápido en los países de bajos y medianos ingresos, donde vive el 70% de las personas mayores de 60 años.

 

 

*La mayoría de los países no están preparados para satisfacer las demandas de una población cada vez más mayor. Existe un riesgo real de que millones de personas no puedan tener el acceso, las oportunidades y el apoyo que necesitan. Sabemos que para la generación mayor de hoy, el envejecimiento puede significar ansiedad sobre el futuro y miedo a aspectos como el hambre, la enfermedad, discapacidad, soledad, ser una carga o no ser capaz de hacer frente a un cambio o una crisis. A muchas de las personas mayores del mundo se les niegan sus derechos humanos.

 

*En 2015 el mundo se unió en un movimiento global de gobiernos, sociedad civil y otros para adoptar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que tienen el objetivo de terminar con la pobreza, proteger el planeta y garantizar la prosperidad para todos para el 2030. Esto nos compromete a todos a garantizar que las personas más marginadas del mundo no se quedan atrás. Si ignoramos a las personas mayores no alcanzaremos los ODS. Debemos actuar ahora para crear un mundo justo y más equitativo

 

*Durante la próxima década veremos cambios sin precedentes en nuestro planeta. Estamos viviendo cambios globales que reorganizarán el mundo en el que vivimos. No solo estamos envejeciendo, la cantidad de personas en el mundo está creciendo y se espera que las áreas urbanas absorban prácticamente todo este crecimiento de la población. Muchas de las poblaciones de más rápido crecimiento residen en los países más pobres del mundo, lo que ejerce una mayor presión sobre los servicios y recursos ya limitados como alimentos, agua y vivienda. La gente también se está moviendo más.

 

*La migración se ha convertido en un componente importante del cambio poblacional en algunos países y regiones, impulsada por la demanda de trabajadores o por la violencia, inseguridad y los conflictos. La migración también tiene un impacto significativo en las personas mayores, especialmente en aquellos que son abandonados por sus familias y los que son cuidadores. El impacto del cambio climático en las personas mayores ya es grave, afectando los medios de vida, vivienda y recursos, y generando desplazamiento e inseguridad.

 

Foto: T E

 

*Las personas mayores se enfrentan a desafíos particulares durante las crisis humanitarias y se ven desproporcionadamente afectadas porque son pasadas por alto, excluidas y no se reconocen sus necesidades. La falta de apoyo adecuado los pone en mayor riesgo durante inundaciones o sequías.

 

Los avances tecnológicos son rápidos y generan cambios sociales continuos. Estamos más conectados que nunca gracias a la tecnología como los teléfonos móviles. La tecnología accesible tiene el potencial de mejorar dramáticamente la calidad de vida de las personas mayores. Las personas mayores pueden beneficiarse enormemente de la tecnología como la inteligencia artificial y las ayudas de movilidad diseñadas para satisfacer sus necesidades o mejorar su conectividad, pero también corren el riesgo de ser excluidas y que sus derechos sean violados debido a otras innovaciones tecnológicas.

 

*Durante la próxima década es probable que el mundo se vuelva más frágil e impredecible, ejerciendo una mayor presión sobre los gobiernos y las sociedades. El progreso hacia una mayor democracia, mercados más abiertos y una cooperación internacional pacífica parece estar disminuyendo y la desigualdad creciente en todo el mundo está generando más pobreza y exclusión, lo que a su vez puede alimentar la inseguridad y el conflicto.

 

*El efecto combinado de tendencias como el cambio climático, la presión sobre los recursos naturales, los conflictos prolongados, la reacción violenta contra los derechos humanos y la reducción del multilateralismo ejercerán presión sobre los marcos y prioridades internacionales, lo que afectará profundamente los esfuerzos internacionales de desarrollo. Esto podría conducir a una mayor desigualdad y una capacidad limitada para abordar las tendencias mundiales. Las personas mayores se verán afectadas de manera desproporcionada, particularmente aquellas con niveles más bajos de resiliencia o que viven en las comunidades más pobres o frágiles

 

Foto: T E

 

*Muchas personas mayores son sistemáticamente marginadas y excluidas. Las barreras, las restricciones y las actitudes discriminatorias excluyen y perjudican a las personas mayores, no a la edad misma. Creemos que todas las personas mayores deben recibir un trato justo y sin discriminación, independientemente de sus identidades, valores, creencias o necesidades diversas.

 

*Para crear un mundo incluyente con la edad debemos trabajar con las personas mayores, los miembros de la Red, sociedad civil y gobiernos para transformar los sistemas, desafiar las actitudes y las normas sociales, influir en las políticas e inspirar los movimientos de las personas mayores. El cambio debe suceder a nivel local, nacional y global.

 

*Estamos comprometidos en priorizar la promoción de la equidad de género en todo nuestro trabajo. Reconocemos que el género se considera cada vez más como un espectro y la necesidad de tener sensibilidad sobre las identidades de género que no se expresan en categorías binarias (hombre y mujer). Intentaremos ampliar y profundizar nuestra comprensión de lo que esto significa y cómo transformar las relaciones de género.

 

*Sabemos que las desigualdades que enfrentan las mujeres en términos de relaciones de poder, voz y acceso a los recursos se ven agravadas por el envejecimiento, mientras que al mismo tiempo, las mujeres son mayoría en los grupos de personas mayores. Por estas razones, orientaremos y priorizaremos nuestro trabajo de equidad de género principalmente hacia el empoderamiento de las mujeres mayores y la transformación de las relaciones de género actualmente desiguales entre mujeres y hombres mayores.

 

Please follow and like us: