A pesar del bloqueo de EEUU, Cuba produce dos Vacunas con una alta efectividad

 

  • La vacuna Abdala tiene eficacia de 92,28 por ciento en la prevención
  • Se ha convertido en la primera vacuna anti-SARS-CoV-2 desarrollada y producida en América Latina y el Caribe
  • El país acumulaba 11 millones 1 mil 829 dosis aplicadas
  • Representa un 25,5% de inmunización de la población

 

 

La Habana.-A pesar del bloqueo estadunidense sobre la industria de medicamentos y especialmente en las vacunas, Cuba sigue produciendo masivamente las vacunas  Soberana 02 y Abdala,  que han probado una alta efectividad, de acuerdo con funcionarios del Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB) y de la Sociedad Cubana de Higiene y Epidemiología.

 

La vacuna Abdala que nació del talento y del esfuerzo de los científicos y trabajadores del Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología, luego de haber demostrado su eficacia de 92,28 por ciento en la prevención de la enfermedad sintomática causada por el virus y se ha convertido en la primera vacuna anti-SARS-CoV-2 desarrollada y producida en América Latina y el Caribe.

 

Actualmente se administra en toda la Isla, incluido el grupo poblacional de embarazadas y madres que lactan, que se ha visto afectado en el escenario epidemiológico actual.

 

Expertos del Ministerio de Salud Pública evalúan el impacto de la vacunación contra la COVID-19 en la población cubana, tendiendo en cuenta los indicadores clínico-epidemiológicos.

 

Según los especialistas, del total de casos inoculados, se habían confirmado con la enfermedad 21 mil 365 personas, para un 0.83% y se acumulaban 99 fallecidos que representa el 0.0038%.

 

De acuerdo con el sitio web del Minsap, hasta el 10 de agosto, el total de personas inmunizadas fue de 2 millones 907 mil 386, de los cuales se consideraban completamente vacunados transcurridos los 14 días después de la tercera dosis, 2 millones 560 mil 173.

 

Hasta esa fecha, Cuba acumulaba 11 millones 001 mil 829 dosis aplicadas, lo que representa un 25,5% de inmunización de la población.

 

De esta forma se evidencia no sólo que la vacunación avanza y es efectiva, sino que también reduce la letalidad en las personas vacunadas.

 

El doctor en Ciencias Gerardo Guillén Nieto, director de Investigaciones Biomédicas del Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB). ratificó que las vacunas cubanas siguen teniendo una alta efectividad, lo que se evidencia en su capacidad neutralizante contra las diferentes variantes virales, aunque todos los inmunógenos, incluidos los nuestros, funcionan mejor en el caso de la Delta que de la Beta.

 

“Tanto en el caso de Soberana 02 como de Abdala -puntualizó- con el apoyo del Centro de Inmunología Molecular, se detectó la capacidad de los sueros de vacunados de inhibir la unión de la proteína viral (RBD) al receptor del virus en la célula, es decir, se demuestra que las vacunas funcionan contra la cepa Delta”.

 

 

Tras reiterar que solo están saliendo datos preliminares de efectividad, el especialista insistió en que ahora es que está transcurriendo el proceso de vacunación completa en Cuba, que prevé, para que la persona esté inmunizada, la aplicación de tres dosis y dejar transcurrir otros 14 días luego de la última inyección.

 

Sobre la llamada inmunidad colectiva o de rebaño, y su impacto efectivo en el combate contra la COVID-19, Pedro Mas Bermejo, vicepresidente de la Sociedad Cubana de Higiene y Epidemiología, explicó que cuando se habla de inmunidad colectiva, grupal o de rebaño se está haciendo referencia a lo mismo.

 

Aseguró que Cuba va a un buen ritmo de vacunación, pero mantenerlo requiere aseguramientos, y los que hay que llegar a los porcentajes que alcancen el nivel de inmunidad de rebaño.

 

Mas Bermejo recalcó que “lo que se persigue con la vacuna es disminuir los fallecidos, los casos graves y los críticos, las hospitalizaciones y después, la tasa de incidencia”.

 

El Vicepresidente de la Sociedad Cubana de Higiene y Epidemiología denunció el impacto directo del bloqueo de EU en el desarrollo de Cuba, en la industria de medicamentos y especialmente en las vacunas. “Tenemos muchos ejemplos de restricción de las exportaciones hacia Cuba de equipos y suministros médicos”, expresó.

 

No obstante, aseguró el doctor Guillén Nieto, en Cuba se siguen haciendo vacunas. “Seguimos produciendo intensamente. Desde mayo, cuando comenzó la producción masiva, se han ido incrementando sistemáticamente los niveles de producción”, e informó que hasta la fecha se han entregado 13 millones de dosis de la vacuna Abdala al sistema nacional de Salud.

 

“Con eso hemos podido lograr los resultados hasta ahora alcanzados. Y así vamos a garantizar la cobertura”, apuntó.

 

Afirmó que entre agosto y septiembre la industria biotecnológica del país, tanto el Instituto Finlay de Vacunas como el Centro de Inmunología Molecular; el CIGB, los Laboratorios aica y el Centro Nacional de Biopreparados, que participan en la cadena productiva, van a garantizar todas las dosis de vacunas necesarias para completar la inmunización de la población cubana.

 

A partir del mes de septiembre el inmunógeno será aplicado en personas alérgicas al timerosal o tiomersal, al producirse lotes monodosis de la vacuna Abdala sin este componente.

 

Ministerio de Salud Pública confirmó en la víspera 8 mil 816 nuevos casos positivos a la COVID19.Al cierre del día 13 de agosto, se encuentran ingresados 94 mil 124 pacientes, sospechosos 48 mil 848, en vigilancia 4 mil 486 y confirmados activos 40 mil 790

 

*Con información de Periodistas del periódico Granma, Miguel Febles Hernández y Mirelsys Madrigal.

Please follow and like us: