Muere la “verdadera monarca de España”, según sus seguidores de Facebook

María del Rosario Cayetana Fitz-James Stuart y Silva, más conocida como la Duquesa de Alba representaba la  “unión de nobleza y rebeldía”

DuquesaAlba_palacio_dueñas

María del Rosario Cayetana Fitz-James Stuart y de Silva

Redacción TE

A los 88 años de edad falleció  la  Duquesa de Alba, cabeza principal de una de las casas  de la nobleza más antiguas del mundo,  la aristócrata española más conocida internacionalmente y considerada un ícono de la libertad de expresión, la extravagancia y la cultura “pop”. Nacida en 1926, heredó además de una inmensa fortuna, una buena cantidad de títulos nobiliarios, según  el libro de los Récords Guinness figura como la noble con más títulos nobiliarios: es cinco veces duquesa, dieciocho veces marquesa, veinte condesa, vizcondesa, condesa-duquesa y condestable, además de ser catorce veces Grande  de España.

Tantos apellidos tienen una razón: la duquesa de Alba acumula en su estirpe el entrecruzamiento de muchas casas de renombre y la sangre azul de la nobleza de toda España. Así es que sus títulos nobles suman 46, aunque heredó a cada uno de sus hijos un territorio (Carlos Fitz-James Stuart y Martínez de Irujo se convirtió en el XVIII Duque de Huéscar en 1954, Alfonso Martínez de Irujo y Fitz-James Stuart es el XVI Duque de Aliaga  desde el mismo año, Fernando Martínez de Irujo y Fitz James Stuart es el marqués de San Vicente del Barco desde 1994, Eugenia Martínez de Irujo es la duquesa de Montoro, Cayetano Martínez de Irujo y Fitz James Stuart es el conde de Salvatierra. Debido a todos sus títulos, según indica el protocolo, las misma Reina Isabel II de Inglaterra debería realizar una reverencia ante la Duquesa de Alba, y cederle el paso. Asimismo era la única católica en el mundo eximida de arrodillarse ante  Jorge Mario Bergoglio, el Papa Francisco.

La duquesa de Alba falleció  en Sevilla en el palacio de Dueñas, después de haber estado internada en un hospital por arritmia cardiaca y haber sufrido una neumonía, en los últimos meses.

“¡Arriba el cayetanismo! ¡ seamos libres y felices a cualquier edad y en cualquier momento!” escribía en su página de FB

Se preguntarán: ¿Por qué es importante esta adulta mayor? ¿Por qué tiene seguidores en Facebook en varios países? Muy sencillo, vivió su vida como quiso, se casó tres veces, el último casamiento a los 85 años de edad con un político español 24 años más joven que ella y ante el descontento de sus seis hijos, que hicieron se firmara  un acuerdo matrimonial llamado de “voluntades” en el cual el marido no  reclamaría propiedades ni títulos nobiliarios. En respuesta, la Duquesa de Alba repartió su patrimonio entre sus hijos, en vida. Forbes calcula su fortuna en unos 3,000 millones de euros.

 Europa Press la calificó como un referente social obligatorio en Europa y definió su personalidad como la unión de nobleza y rebeldía. Defendió su derecho a vivir como ella quería. De joven fue  guapa y de hermoso cuerpo; de adulta mayor, delgada, derechita, de corta estatura,  se vestía a la última moda y llegó a tener su muñeca, no una Barbie, sino una muy simpática muñeca  que la replicaba tal y como lucía en sus últimos años. Realizada por la artista sevillana María Galán las denominó Miss Paty, una colección de muñecas-broche. “¡Arriba el cayetanismo! ¡ seamos libres y felices a cualquier edad y en cualquier momento!” escribió en su facebook  el 9 Abril del 2013,en una fotografía con sus hijos.

Expresó libremente su pensamiento en su página de Facebook:  Confieso que he vivido (…) y pienso seguir viviendo, aunque solo sea por esa cara de susto  que ponen todos cuando les apunto con el dedo y les digo: ¡Os pienso enterrar a todos!  En su autobiografía escribió: “La nobleza no se encuentra en los blasones, sino en el alma”-Cayetana de Alba, y también: “Me he sentido más cómoda con la gente de la calle”. Yo, Cayetana soy más popular y más querida que la monarquía.

“Unos cuantos locos me dan igual”.

Por ello sus “fans” de face book escribieron  “Murió la verdadera monarca de España”; sin embargo, no todo fue miel: durante una buena parte de su vida, la duquesa Cayetana protagonizó un duro conflicto con los obreros del campo de Andalucía debido a las subvenciones recibidas desde España y desde la Unión Europea por las tierras que posee y que, según los trabajadores, no iban directamente a quienes las labran, sino a sus acomodados propietarios. Tras una manifestación en 2006, la duquesa calificó de delincuentes a los trabajadores y dijo “Unos cuantos locos me dan igual”.

La duquesa perdió a su madre cuando apenas era una niña, y por ello  siempre dijo que su infancia estuvo marcada por la tragedia. Con la proclamación de la República en 1931, su padre decidió exiliarse en Francia y más tarde en Londres, donde el duque de Alba ejerció como embajador de España, título que le otorgó el dictador Franco. María del Rosario Cayetana Fitz-James Stuart y Silva, más conocida como Cayetana de Alba o   Duquesa de alba, era hija única de Jacobo Fitz-James Stuart y Falcó, duque de Alba, y de María del Rosario de Silva y Gurtubay, marquesa de San Vicente del Barco. Además de duquesa de Alba, Cayetana Fitz-James Stuart, es duquesa de Berwick y Grande de España, lo que la situaba por encima de multitud de aristócratas internacionales. Durante el exilio, incluso los políticos internacionales tenían que hacerle una reverencia.

Tres bodas

 Se casó en 1947 con el ingeniero industrial Luis Martínez de Irujo, por recomendación de su padre. Tuvieron seis hijos, Carlos, Alfonso, Jacobo, Fernando, Cayetano y Eugenia. Los dos últimos son los que han seguido la trayectoria mediática de su madre. La educación de sus hijos fue a lo que más tiempo dedicó Cayetana, y a cada uno de ellos  le ha otorgado un título de Grande de España. Su primer esposo falleció en 1972, y varios años después empezó una relación con Jesús Aguirre y Ortiz de Zárate, con el que se casó el 16 de marzo de 1978 recibiendo críticas por la condición de ex sacerdote de su nuevo marido. Jesús falleció en mayo de 2001 víctima de una embolia pulmonar.

En 2008, la duquesa se vinculó sentimentalmente con el funcionario Alfonso Díez Carabantes, y en abril de 2010 ambos confirmaron su noviazgo. La diferencia de edad de 24 años no fue obstáculo para la pareja. En agosto de 2011, anunciaron mediante un comunicado que contraerían matrimonio el 5 de octubre del mismo año en el Palacio de Dueñas, y que los padrinos del enlace serían su primogénito Carlos, duque de Huéscar, y Carmen Tello y Barbadillo, ex marquesa de Valencina y amiga de Cayetana. La Duquesa de Alba contrajo ese día matrimonio por tercera vez a la edad de 85 años.  La jefatura de la Casa de Alba funciona en forma similar a la Casa Real. La residencia oficial es el Palacio de Liria, en Madrid, aunque también dispone de otros palacios en Sevilla, Salamanca y Toledo, y el de Dueñas. Por otro lado tiene casas distribuidas por toda España; en San Sebastián, e Ibiza. Su pasión por el arte y su apoyo causas benéficas, han acercado a Cayetana a celebridades de todas las épocas. Con la casa real española siempre tuvo una excelente relación, era amiga personal de la reina Sofía.

Los actuales acontecimientos de España, en donde la hija del ex Rey Juan Carlos, y hermana del actual monarca Felipe, Cristina de Borbón y su esposo Iñaki Urdangarín  han sido imputados por fraude y blanqueo  de dinero por la presunta desviación, entre 2004 y 2007, de 6,1 millones de euros (8,7 millones de dólares) de fondos públicos a través del Instituto Nóos, una  supuesta institución sin fines de lucro, presagian nuevos tiempos para las élites que alguna vez fueron intocables.