La mayoría de las personas fallecidas por el Coronavirus de Wuhan tenían más de 65 años

 

  • Padecían de hipertensión arterial o enfermedades cardiovasculares
  • Extraordinarias medidas de control a gran escala de la población en China
  • Sin control cinco millones de personas que abandonaron Wuhan, donde se generó el virus
  • Las consideran “propagadores de virus”

 

Foto: chinanews.com

 

La mayoría de las personas que han fallecido por la nueva epidemia de coronavirus o gripe china, tenían más de 65 años y padecían de hipertensión arterial o enfermedades cardiovasculares, de acuerdo con informaciones procedentes de medios digitales de China y de otros países.

 

El gobierno comunista chino aseguró haber intensificado acciones para controlar la epidemia y estudiar una nueva vacuna.

 

Mientras China intensifica las medidas para controlar la transmisión del coronavirus de Wuhan, que ha causado la muerte de 56 personas e infectado a más de dos mil en este país, se va conociendo algo más sobre la naturaleza del patógeno.

 

Sin embargo, las noticias procedentes de China no son muy optimistas, el virus se fortalece. Las autoridades de salud de ese enorme país advierten que habrá más afectados aunque científicos chinos no han encontrado indicios de mutación del virus.

 

Las autoridades de ese país han tomado medidas extraordinarias. Un férreo control a gran escala, reducción de reuniones de personas, pautas de prevención pública sobre turismo, familia, lugares públicos, transporte público, observación del hogar y fortalecer el control del mercado de la vida silvestre.

 

Alcalde de Wuhan. Foto: chinanews.com

 

A las autoridades chinas les inquieta que más de 5 millones de personas han abandonado Wuhan, la zona donde se generó el nuevo virus, debido al impacto del Festival de Primavera y la epidemia. La noticia causó mucha conmoción.

 

¿A dónde fueron más de 5 millones de personas, cuántos de ellos fueron portadores del nuevo coronavirus y cuántas infecciones interpersonales causaron esos portadores? Estas preguntas son realmente muy inquietantes, dice Yang Yang, editor del Global Times después de conocer la información difundida por el alcalde de Wuhan, Zhou Xianwang.

 

Wuhan es la ciudad con la mayor concentración de estudiantes universitarios en el país. Las personas procedentes de esa ciudad empiezan a ser discriminadas, no les dan alojamiento y son rechazadas en los hoteles. Las consideran “propagadores de virus”.

 

Según las noticias de Global Times Weibo, al 26 de enero de 2020, un total de 15 países de todo el mundo han encontrado casos confirmados o sospechosos de nuevo coronavirus, de los cuales un total de dos mil cinco confirmaron casos y 2697 casos sospechosos. Un total de 53 casos fueron curados.

 

En la reunión del Comité Permanente del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista Chino, encabezado por su líder Xi Jinping, las autoridades acordaron “hacer todo lo posible para tratar a los pacientes infectados”, de acuerdo con el principio de “concentrar pacientes, expertos, recursos y tratamiento”.

 

Los casos graves “deben concentrarse en instituciones médicas designadas con una fuerte fuerza integral para el tratamiento, y todos los pacientes confirmados deben ser tratados a tiempo”.

 

Foto: chinanews.com

 

Las instrucciones hacia el equipo médico chino son coordinar los recursos médicos locales y militares, usarlos racionalmente y formar una fuerza conjunta, así como mejorar continuamente el diagnóstico y el plan de tratamiento, “adherirse a la integración de la medicina china y occidental, y aclarar el diagnóstico y los procedimientos de tratamiento, medicamentos de tratamiento efectivos y medidas de rescate para pacientes críticos tan pronto como sea posible”.

 

Las autoridades de ese país, de un comunismo con capitalismo de Estado, determinaron “fortalecer la protección de los costos de tratamiento médico de los pacientes, asegurar que los pacientes sean tratados de manera oportuna y no debe retrasar el tratamiento del paciente debido a problemas de costos”.

Nuevo coronavirus

 

La Organización Mundial de la Salud reconoció que la humanidad se encuentra ante un coronavirus nuevo, tras comprobar en el pasado los coronavirus similares, y advertir que estos eventos requieren un gran esfuerzo de la comunidad internacional en materia de investigación e intercambio regular de información.

 

La OMS conmina a continuar la solidaridad internacional y su capacidad de cooperación “para prestarse mutuamente apoyo a fin de determinar la fuente de este nuevo virus, conocer el alcance que puede tener la transmisión interpersonal, estar preparados ante la posible aparición de casos importados y llevar a cabo investigaciones para encontrar un tratamiento”.

 

En México, hasta ahora no se manifiestan alertas de las autoridades de salud federales y locales ni tampoco signos de preocupación en la población. Ninguna medida preventiva ha sido tomada en la red hospitalaria y pública de la Ciudad de México y del interior del país. En los centros de abasto, de recreación y transporte la población capitalina realiza sus actividades con normalidad.

 

Solamente la única institución que hace recomendaciones hasta ahora es la Clínica de Atención Preventiva del Viajero de la Universidad Nacional Autónoma de México que aconseja acudir a sus instalaciones con tres o cuatro semanas de anticipación para conocer las medidas sanitarias

 

Esta dependencia universitaria aconseja a las personas que viajan a provincias de China, donde se registra la mayor cantidad de casos del nuevo coronavirus 2019 (2019-nCoV), son las que están en mayor riesgo de contagio, por lo que la Clínica de Atención Preventiva del Viajero (CAPV) de la UNAM recomienda extremar precauciones al visitar Asia Oriental e Insular.

 

Advierte esta Clínica que el también llamado virus de Wuhan o neumonía de Wuhan se contagia al visitar secciones de venta de animales en mercados, al estar en contacto directo con animales de corral en áreas rurales; al manipular productos y/o artesanías derivados de animales, como caparazones y pieles, y al consumir carne mal cocida, alerta la entidad universitaria.

 

2019-nCoV es capaz de causar neumonía, pero por lo general la enfermedad es moderada; sólo 20 por ciento de los casos son graves, y sus síntomas inician con insuficiencia respiratoria (falta de aliento). En muy pocos casos puede ocasionar la muerte, afirma la CAPV.

 

Foto: Shanghai Observer

 

Este virus afecta las vías aéreas bajas (de la tráquea a los bronquiolos) y está relacionado con el SARS-CoV y MERS-CoV. Posterior a la infección, el tiempo de incubación es de cinco a siete días. Los primeros síntomas son fiebre, malestar general, tos seca y dificultad respiratoria.

 

Asimismo, esta Clínica reitera que se ha corroborado la transmisión de ser humano a ser humano.

 

La entidad universitaria recuerda que no hay vacuna ni tratamiento disponible para este nuevo subtipo de virus, por lo que aconseja a los viajeros acudir a la Clínica de Atención Preventiva del Viajero en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, Terminal Dos con tres o cuatro semanas de anticipación, para conocer las medidas sanitarias.

 

Ante la alerta por la probable infección de este virus, la CAPV de la Universidad Nacional recomienda lo siguiente, particularmente a las personas en riesgo:

 

  • Lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón, pues las gotas que se emiten al estornudar, toser o hablar pueden permanecer en las manos, dando al virus la posibilidad de sobrevivir.
  • Mantener la higiene nasal, y al toser o estornudar cubrirse boca y nariz con un pañuelo o flexionando el codo
  • Evitar el contacto con personas enfermas de las vías respiratorias, y el contacto directo con animales.
  • No acudir a mercados donde se venden animales vivos de corral y consumir alimentos bien cocidos.
  • El 31 de diciembre de 2019 se identificaron los primeros casos de 2019-nCoV en Wuhan, provincia Hubei, China.
Please follow and like us: