La población mayor de 65 años en riesgo de padecer cataratas

  • Son la primera causa de ceguera en México
  • La diabetes acelera este padecimiento en personas en edad adulta

cataratas

La secretaría de Salud del Gobierno de la Ciudad de México (Sedesa) advirtió que el 50 por ciento de la población de adultos mayores de más de 65 años están en riesgo de padecer cataratas.

Según estimaciones de la organización Mundial de la Salud (OMS), actualmente se considera que existen 180 millones de personas que padecen de ceguera, el 75 por ciento de los casos se originan por las cataratas, pero es susceptible de revertirse con las técnicas quirúrgicas y tecnologías existentes.

Esa dependencia llamó a la población  mayor a esa edad a realizarse una detección oportuna para evitar daños mayores, sobre todo a quienes padecen diabetes.

Los riesgos de padecer cataratas se elevan después de los 75 años de edad, advirtió  esa dependencia del gobierno capitalino “considerando que alrededor del 70 por ciento de los pacientes en este rango presentan esta alteración, situación ante la cual la Secretaría de Salud capitalina (Sedesa) llama a la detección oportuna a través de un chequeo médico”.

“Las cataratas son la primera causa de ceguera en México, la cual puede ser diagnosticada y tratada eficazmente, ya que 98 por ciento de las cirugías son exitosas y sin complicaciones, además de que 95 por ciento registran mejora radical de su visión”, destacó un comunicado de Sedesa.

Las cataratas seniles son las más frecuentes, agregó la Sedesa,  sin embargo la diabetes, es una enfermedad crónico-degenerativa que acelera en gran medida el padecimiento en personas en edad adulta, debido a que les provoca debilitamiento en la circulación sanguínea del ojo y finalmente, cataratas al afectar el globo ocular.

La Sedesa informó que a través de sus Centros Salud, enfoca sus esfuerzos para la detección a tiempo en personas que acuden y refieren tener problema de agudeza visual.

Una vez que se evalúa y observa que padecen cataratas y son susceptibles de una intervención, los pacientes son canalizados a los hospitales de la Red para su atención especializada en oftalmología.

Durante el último año, los oftalmólogos de la Sedesa atendieron a 361 personas con padecimiento de cataratas, 93 fueron intervenidas en el Hospital General Xoco, 76 en el Hospital General La Villa,  53 en Hospital General Ajusco Medio, 39 en el Hospital General Dr. Rubén Leñero, 43 en el Hospital General Enrique Cabrera, 30 en el Hospital General Gregorio Salas, 18 en el Hospital Pediátrico San Juan de Aragón y nueve en el General de Ticomán.

La Secretaría de Salud  capitalina  informó que cuenta con médicos especializados que basan su trabajo en dos técnicas de operación y cualquiera de las dos resultan resolutivas, ya que poco tiempo después el paciente recupera la visión.

Uno de los métodos más actualizados es la facoemulsificación, que consiste en el uso de ultrasonidos para fragmentar la catarata. La otra, es una técnica mediante la cual se aplica un lente para retirar la opacificación del ojo, revirtiendo el problema de agudeza visual.

Sedesa explicó que las cataratas se manifiestan por una opacificación del cristalino que produce una disminución progresiva de la visión, por lo que es necesario extraerla.

Algunos de los síntomas de alerta son debilidad en la visión al leer y ver de cerca, así como dificultad para observar los objetos de forma progresiva. A quienes presentan esta condición la Sedesa hace un llamado para acudir con el oftalmólogo, señaló el comunicado de Sedeso.

La Secretaría de Salud de la CDMX recomienda a la población acudir anualmente, a partir de los 60 años de edad, para una exploración acuciosa y a tiempo, a fin de identificar los problemas que se presenten en la visión de las personas.

cataratas info