Es posible optimizar nuestros recursos, capacidades, gustos y habilidades

Entender y manejar el proceso de  envejecimiento

  • Presentó los 20 puntos de la psicología de los desafíos

Elda MONTIEL

Hay que entender el envejecimiento como un proceso, como un camino a lo largo de la vida y no como un estado, aseguró la doctora Ana Luisa González-Celis Rangel, autora del libro “Evaluación de calidad de vida”, tras señalar que se puede ver el envejecimiento desde la perspectiva del deterioro patológico, imperceptible, biológico, psicológico y social  hasta llegar a la muerte, o desde un punto de vista exitoso, con experiencias, espiritualidad y sabiduría para detener la curva de deterioro.

La doctora González-Celis,  miembro del Sistema Nacional de Investigadores y profesora titular de la carrera de Psicología en la FES Iztacala de la UNAM, más que una conferencia dio una terapia grupal al lograr  la participación de los asistentes al contestar una lista de 20 aspectos que hay que considerar en la edad adulta mayor para lograr una mejor calidad de vida. Explicó que el comportamiento del adulto mayor es muy heterogéneo porque no todos envejecemos de igual forma, ya que el organismo no se deteriora uniformemente, aspectos como la genética y el estilo de vida determinan la vida útil de las diferentes partes que componen nuestro organismo, detalló.

Al participar en el Segundo Encuentro de Personas Adultas Mayores, la doctora Ana Luisa González-Celis con el tema “Psicología de los desafíos” dio a conocer la lista y la fue  desglosando punto por punto, aclaró que comenzó con diez puntos que en la actualidad se convirtieron en 20 y que probablemente seguirá aumentando. Asimismo exhortó a los presentes a cumplirla para lograr una mejor calidad de vida.  Señaló que “hay que optimizar nuestros recursos, nuestras capacidades, gustos y habilidades. Todos tenemos recursos  y debemos usarlos, hacer uso de ellos para sentirnos bien.”

La responsable del proyecto de Calidad de Vida, Salud y Envejecimiento en la FES Iztacala subrayó: la sociedad ha dicho a los adultos mayores que no pueden hacer varias cosas, pero hay que recordar que querer es poder, que sí podemos hacer y disfrutar muchas actividades, siempre y cuando exploremos y tengamos  la percepción correcta  de nuestras capacidades y tomemos medidas prácticas, como los 20 puntos mencionados; recomendó hacer ejercicio por lo menos tres veces por semana y explicó que el papel de los abuelos en la familia no está valorado ni reconocido, ya que ayudan en la casa, en el aseo, en el cuidado de los niños, lo que representa un gran valor y apoyo a sus familiares.

Para tener activa la mente propuso acudir a los crucigramas, a la lectura. Organizarse mejor, y de ser posible, con amistades o grupos;  realizar actividades  apegándose formalmente  a una agenda. Considerar  que un problema es todo aquello que tiene solución, que hay que ocuparse y buscar soluciones.

Respecto a las adicciones propuso solicitar ayuda profesional. Ser más cuidadoso en nuestra movilidad, usar un bastón, evitar juguetes u objetos  en el piso, tomarse del barandal.  Exhortó a los asistentes a tener expectativas; definir qué queremos y los planes realistas para lograrlo y alcanzarlo. Tener una mente positiva. Eliminar las tensiones negativas, no aislarnos y, sobre todo,  buscar la felicidad para lo cual puede ser muy útil la lista de los 20 puntos:

  1. Ser más activo y hacer ejercicio.
  2. Tener buenos hábitos alimenticios, tres veces al día, con horario.
  3. Pasar más tiempo en actividades sociales.
  4. Ser productivo en un trabajo recompensante.
  5. Desarrollar actividades mentales.
  6. Organizarse mejor.
  7. Dejar de preocuparse… mejor ocuparse.
  8. Evitar adicciones.
  9. Evitar riesgos.
  10. Definir expectativas y aspiraciones realistas y los pasos prácticos para alcanzarlas.
  11. Desarrollar un pensamiento positivo y optimista.
  12. Orientar actividades y pensamientos al presente: Hoy es el día más importante de mi vida.
  13. Conocimiento, aceptación e imagen positivas de uno mismo.
  14. Desarrollar una personalidad sociable y extrovertida.
  15. Tener confianza en uno mismo: “autoeficacia”.
  16. Eliminar las tensiones negativas.
  17. Dar importancia a las relaciones íntimas.
  18. Valorar y comprometerse con la felicidad.
  19. Ser amable con la naturaleza.
  20. Ser responsable de mis decisiones.

Luego de convocar  a los asistentes a realizar estas actividades, la doctora González-Celis Rangel  compartió el pensamiento de Cicerón,  escrito 43 años A de C:

La Vida

Nadie envejece  únicamente sólo por vivir un número de años. La gente envejece únicamente al abandonar sus ideales. Los años arrugan el rostro, pero perder el entusiasmo arruga el alma. La preocupación, la duda, el egoísmo, el miedo, la desesperación, estos son largos años, largos años que inutilizan la cabeza y llevan el espíritu nuevamente al polvo.

 

Please follow and like us: